Calles para la gente/CEDEUS trabaja junto a municipios en propuestas para mejorar diseño de vías urbanas

03 de junio de 2019/ La movilidad sustentable implica, entre otros aspectos, calles en las que puedan convivir distintos medios de transporte y donde las personas se sientan seguras en vehículos motorizados, bicicletas o caminando. Actualmente la Política Nacional de Desarrollo Urbano (2014) promueve los modos no motorizados en pos de mejorar la sustentabilidad, sin embargo, en la práctica se privilegia el modo de transporte menos sustentable: el auto.

Según explica el investigador CEDEUS y académico de la Facultad de Arquitectura de la Universidad Diego Portales, Rodrigo Mora, se sigue impulsando la construcción de autopistas entregándoles generosas subvenciones, como en el caso de la Autopista Vespucio Oriente (AVO) que costará cerca de 400 millones al Estado. “Si se considera que los mismos recursos bastarían para duplicar la red de ciclovías y que AVO pasa por el sector más acomodado de Santiago, es fácil concluir que acciones y discursos corren por carriles separados”, puntualiza Mora.

Un desafío para CEDEUS es impulsar transformaciones en el país para que efectivamente se prioricen modos de movilidad activa (caminar y andar en bicicleta). Para ello se ha invitado a algunas municipalidades, que ya están trabajando en esta perspectiva, para compartir su experiencia y aunar fuerzas para construir propuestas colaborativas que partan desde lo local con un horizonte nacional.

En este contexto, el viernes 31 de mayo, investigadores CEDEUS se reunieron con Karin Rüdinger, asesora urbana, y Fernanda Bahamonde, profesional de la Municipalidad de Concepción, con María José Castillo, asesora urbana, y Margarita Méndez, coordinadora del equipo de Movilidad y Áreas Verdes de la Municipalidad de Providencia, con Raimundo Agliati, Director de la Secretaría de Planificación de la Municipalidad de Rancagua y con Rolando Álvarez del Colectivo Muévete.

Según explica Giovanni Vecchio, investigador posdoctoral CEDEUS, “se trabajará recogiendo y sistematizando las buenas prácticas de diseño y gestión de estos municipios, se indagará en las dificultades que han tenido para impulsar distintas iniciativas y luego se construirá un documento con propuestas con las mismas municipalidades y organizaciones ciudadanas, para ser presentadas a autoridades nacionales e involucrar otros gobiernos locales a lo largo de Chile”.

Rodrigo Mora precisa que esta iniciativa busca “integrar de la mejor manera el conocimiento de la academia con la experiencia y conocimiento técnico que existe en los gobiernos locales. Creemos que esta sinergia puede dar frutos interesantes de tal forma que las propuestas para fomentar la movilidad sustentable puedan tener una base sólida tanto teórica como práctica”.

También se invitó a los municipios de Santiago e Independencia a sumarse a esta iniciativa y se espera que para fines de 2019 se vean los frutos de este trabajo colaborativo.