¿Conocen las y los candidatos el valor de los humedales urbanos?

humedales urbanos

Qué Pasa / 1 de febrero de 2020 / Aunque no muchos/as lo sepan, los humedales urbanos son clave para enfrentar el cambio climático en el mundo. Carolina Rojas, profesora del Instituto de Estudios Urbanos y Territoriales de la UC e investigadora del Centro de Desarrollo Urbano Sustentable, CEDEUS, planteó la importancia de enfocarse en la Ley de Humedales Urbanos al momento de votar por candidatos/as durante las distintas elecciones que se realizaran en abril de este año.

En abril decidiremos el futuro del país en una serie de elecciones, donde la naturaleza debe ser protagonista. La pandemia es en gran medida producto de nuestra relación dañina con la salud del planeta y aunque hoy buscamos sobrevivir, el cambio climático (también responsabilidad humana), sigue ahí esperando que tomemos decisiones efectivas para enfrentarlo. El cambio climático también es una amenaza para nuestra sobrevivencia como especie y es necesario tomar acciones en diversos frentes. Cuidar los humedales es una de ellas.    

Los humedales son ecosistemas claves para el equilibrio ecológico del planeta y, afortunadamente, son cada vez más valorados debido a sus numerosos beneficios, como por ejemplo su capacidad para secuestrar carbono. Por medio de su conservación también podemos bajar nuestras emisiones de CO2 y avanzar en cumplir la meta de carbono neutralidad al 2050 a la que se comprometió el Gobierno de Chile. 

Sin duda hemos avanzado y en los últimos años ha aumentado notablemente la superficie protegida de humedales como santuarios de la naturaleza y también las iniciativas de conservación, aunque aún no se aprueba el Servicio Nacional de Biodiversidad y Áreas Protegidas en el congreso y lamentablemente aún existen controversias en la opinión pública por la afectación a superficies de humedales por proyectos de infraestructuras evaluados y en evaluación por el Servicio de Evaluación de Impacto Ambiental. 

La Ley de Humedales Urbanos también es la primera normativa que permite su reconocimiento y delimitación para protegerlos en ciudades. Así, su recuperación ayudará, por ejemplo, a reducir la temperatura de las frecuentes olas de calor, potenciar espacios de recreación y mejorar el drenaje urbano de las ciudades entre otras funciones de sustentabilidad, por tanto estos y otros ecosistemas son importantes de considerar en nuestro voto.

En la nueva constitución, la naturaleza debe estar sujeta a derechos. Es esencial que nuestros constituyentes reconozcan que hay aspectos de la dignidad del ser humano que no están relacionados tan solo con el crecimiento económico. La relación que tenemos con la biodiversidad y los ecosistemas impacta en nuestro bienestar y salud tanto o más que nuestros ingresos. Los humedales son una oportunidad, en las propias urbes, para aprovechar y cuidar la belleza de la naturaleza, beneficiarnos de sus funciones ecosistémicas y proteger la biodiversidad. El 02 de febrero, la Convención Ramsar (1997) estableció el Día Mundial de los Humedales para recordarnos que son valiosos y es preciso defenderlos. 

En las elecciones municipales y también de gobernadores, los humedales urbanos y de escala metropolitana deben ser protagonistas. Los municipios otorgan permisos de edificación (muchas veces arbitrarios), también elaboran los planes reguladores comunales, zonificando humedales y su entorno como áreas productivas y de expansión urbana, cuya consecuencia en muchas ocasiones ha sido y sigue siendo el relleno sostenido de miles de hectáreas de humedales en el país. Además, los municipios pueden fiscalizar basurales e impulsar programas de educación ambiental, ambas acciones que pueden ayudar el cuidado de estos ecosistemas. En el caso de las nuevas gobernaciones, estas pueden liderar la declaración como humedal urbano a ecosistemas que pertenecen a varias comunas como por ejemplo el Río Mapocho en Santiago y el sistema de humedales Rocuant-Andalién, Vasco de Gama, Paicaví y Tucapel bajo en Concepción.

Son urgentes estas acciones, ya que a pesar de la aprobación y puesta en marcha de la Ley de Humedales Urbanos, con estupor he detectado cómo se han incrementado los rellenos e intervenciones en humedales urbanos y en especial en estos tiempos de delimitación de los mismos. Estamos en un momento crítico para la salud de los ecosistemas, la desaparición de áreas naturales se acelera y sin una gobernanza fuerte que involucre a las comunidades, es muy difícil hacer los cambios a favor de la biodiversidad y el giro ético que necesitamos hacia un desarrollo más sustentable de los territorios. 

Pregunte a candidatas y candidatos si en su municipio estarán dispuestos a delimitar y proteger sus humedales urbanos, si presentarán sus respectivos expedientes al Ministerio de Medio Ambiente, si actualizarán los planes reguladores y si dictarán ordenanzas para protegerlos. Vamos a ejercer un voto a favor de la naturaleza. 

Fuente: Qué Pasa